Número de la Vía del Destino 1

Número de la Vía del Destino

El Número de la Via del Destino nos muestra lo que cada uno debe hacer en esta vida, lo que hemos venido a hacer o a manifestar en esta vida. Nos señala el camino que debemos recorrer, lo que debemos conseguir.

Recuerda que podemos comprobar con la numerología la compatibilidad entre dos números. Hasta ahora hemos visto el Número de la Lección de Vida (la fecha de nacimiento), el Número del Alma (las vocales del nombre) y el Número de la Personalidad Externa (las consonantes del nombre).

Vamos a ver ahora el total del nombre, que lo obtendremos sumando el Número del Alma no reducido, con el Número de la Personalidad Externa, tampoco reducido.

Este número que nos resulta de la suma de la lección de Vida y la personalidad externa, si, que lo reducimos a un solo número sumándolo.

1 como Número de la Vía del Destino.

Representa al “Yo”, consciente de que es el centro del mundo, se ocupa en sus propios deseos. Utiliza sus recursos para su propio placer, sin interesarle las necesidades de sus semejantes. Esto no es bueno ni malo, es parte de su realización, pero sí le convierte en una persona un poco egoísta. Los términos que pronuncia con más frecuencia son “yo” y “yo soy”.  Su palabra clave es “jefe”, y debe aceptar el destino de mandar mientras que otros obedecen. Su independiente iniciativa le ayudará a conseguir el éxito, incluso bajo condiciones adversas. Obtendrá el éxito en cualquier circunstancia demostrando la confianza en sí mismo y en sus creencias.

2 como Número de la Via del Destino

El deseo de paz le empuja a ser un mediador. Su destino es mediar entre la gente con buena voluntad. Debe utilizar su tacto innato y su diplomacia para resolver las situaciones difíciles. La misión de mediador supone un don mágico para crear un mundo mejor. También posee un agudo sentido de los opuestos, lo que le permite desarrollar sus talentos. Estimulando esta conciencia, será un provechoso mediador.

3 como Número de la Via del Destino

Posee un talento que le abre toda gama de ocupaciones y entretenimientos. Su destino consiste en inspirar y elevar a los demás. Debería dedicarse a algún trabajo que le permita desarrollar su capacidad de expresión y comunicación. Explorar las artes o estudiar las religiones del mundo, le servirá para canalizar su energía, puesto que siente una inclinación natural hacia la filosofía espiritualista. Puede dedicarse a coach o a terapias ocupacionales. Si desea realizar con éxito su destino no debe dispersar sus energías y centrarse en promover la amistad entre sus semejantes, con su alegría y optimismo lo puede conseguir.

4 como Número de la Via del Destino

El 4 es el constructor del mundo, la roca sobre la que se forma la tierra. Su destino es obtener productos útiles y tangibles. Necesita ver esos productos. Su pensamiento es bien organizado y sabe desenvolverse sin dificultades en las situaciones. Tiene una sensibilidad que le hace que los demás confíen en obtener un trabajo realizado con eficacia y exactitud. Maneja bien el dinero. Sus palabras claves son determinación, confianza, determinación, honradez e impaciencia. Exige obediencia en su familia y cumplirá sus deberes religiosamente, ya sean reales o imaginarios. Tiene valores muy firmes y sabe que lo que verdaderamente vale la pena se tiene que trabajar para lograrlo.

5 como Número de la Via del Destino

Se producirán muchos cambios en su vida y tendrá como misión promover estos para el progreso de la humanidad. No se aferra al orden establecido y sus ideas no son para nada anticuadas. Está deseoso de adoptar nuevos conceptos y modelos de comprensión para poder hacer las cosas con nuevas formas. Posee la capacidad de presentar lo nuevo en términos lógicos y aceptables. Aprovecha inteligentemente los cambios escalonándolos como experiencias enriquecedoras. Posee la voluntad y el valor necesario para aceptar lo viejo y experimentar con lo nuevo. Habla de manera expresiva y muy fluida, sin duda encontrará en la escritura, las conferencias o las ventas una forma de dar salida a su talento.

6 como Número de la Via del Destino

El 6 es una vibración hogareña. Le gusta la casa y la vida familiar. Es el prototipo de la persona destinada a estar en pareja y su principal interés se centra en la familia. Le gusta la comodidad de una vida lujosa pero moralmente es bueno, respetable y generoso. Dotado de don de gentes, buen anfitrión, se mezcla con todo tipo de gente en una reunión social. Se siente orgulloso de sus posesiones y le gusta exhibir sus logros y los logros de su familia. Debería compartir con otros su sentido de la belleza y sus dotes artísticas, dedicándose a una profesión como actor.

7 como Número de la Via del Destino

Es de carácter profundo y sereno. Puede revelar al mundo misterios de la vida con su psique, que le ayuda a distinguir lo verdadero de lo falso. Su profesión estará relacionada con lo mental, filósofo, científico, místico o pensador. Los que le consideran extraño y difícil de comprender, seguirán sus enseñanzas cuando se encuentren agobiados. Encuentra fuerza en la soledad, sabiduría en el silencio y fortaleza en el conocimiento de sí mismo. En los tiempos antiguos los 7 eran llevados a los templos para convertirse en sacerdotes o sacerdotisas, debido a sus poderes mentales. Debe desarrollar estos poderes mentales.

8 como Número de la Via del Destino

Posee un extraordinario valor y una gran resistencia física. Alcanzará sus metas por su propio esfuerzo. El destino le depara éxito, prestigio y riqueza. Profesionalmente puede elegir el campo que desee, pues su perseverancia y largas horas de trabajo intenso, le conducirá al éxito. No aceptará puestos inferiores a los de altos ejecutivos. Necesita combinar sus fuerzas materiales con las espirituales, y lograr el dominio de sí mismo antes de alcanzar la posición que desea en su vida. Algunas personas con esta vibración utilizan su extraordinario vigor y resistencia al deporte, llegando a ser destacados atletas y alcanzando la cima en los deportes en vez de hacerlo en los negocios.

9 como Número de la Via del Destino

Su meta es la perfección, que rara vez consigue en este plano de existencia. Quizá tropieza con muchas contrariedades que se la ponen como pruebas para llevar a cabo su misión que es de caridad y ayuda. Su yo más desarrollado, está apto para soportarlas, de modo que sabrá conservar el equilibrio. Se esfuerza por vivir su vida ideal y puede inspirar a los demás en este sentido. Desea mejorar el mundo mediante la filosofía y la filantropía y se impacienta cuando los resultados se retrasan. Durante su vida conocerá mucha gente famosa, que se verán impresionados por la amplitud de su pensamiento. Debe aprender a no apegarse a las viajas asociaciones, cuando haya cumplido la misión con una persona debe pasar a otra. No puede limitarse a un pequeño círculo de amigos, pues su filosofía puede iluminar a mucha gente.

11 como Número de la Via del Destino

Posee un don profético que le hace entregarse al servicio de la humanidad. Su destino es ayudar a los más desafortunados, pudiendo hacerlo también logrando dirigir asuntos públicos o cívico de su comunidad. Su vocación le conducirá tal vez a expresarse en la escena o en la pantalla, o bien como maestro. Le aguarda la fama y el prestigio en aquello a lo que se dedique, y dado que esta vibración es un gran potencial creativo, elegirá sin duda una profesión relacionada con la creación y las artes. Posee la capacidad de infundir en su trabajo un toque de inspiración capaz de conmover las almas de aquellos que entren en contacto con su creación.

22 como Número de la Via del Destino

Posee gran capacidad de mando, asumiendo grandes responsabilidades. Esta condición le impulsa a importantes empresas. Una vez haya adquirido una posición de poder y riqueza, decidirá participar en movimientos de masas importantes tanto cívicos como comunitarios. Como es constructor y creador del plano material, es supe materialista, pero construye con amplias miras. Puede ser constructor de puentes, hospitales, museos, y otras estructuras que servirán productivamente a la humanidad. Debe de servir a sus semejantes y su recompensa será en proporción directa de su servicio.

33 como Número de la Vía del Destino

Su misión consiste en sacrificarse a sí mismo por el servicio a los demás. A menudo se emocionará y sufrirá por las miserias del mundo. Gracias a su sentido del derecho y la justicia, sus actos siempre tendrán en cuenta la compasión. Sabe que es un ejemplo para los demás, por lo que le toca vivir de manera impersonal, incluso con desprendimiento. Las personas acuden a este número en busca de ayuda y consuelo. Cuando no vive bajo el fuerte dominio de esta vibración, puede vivir bajo la del 6, entonces puede desarrollar un complejo de mártir y sus sacrificios serán poco apreciados.

44 como Número de la Vía del Destino

Es una vibración numérica capital que exige gran disciplina, perseverancia y la facultad de elegir el mejor camino en cualquier situación. Es muy ingenioso y aprovecha el gran sentido común y lógica que posee para resolver cualquier problema que se le presenta. Su destino consiste en atender las necesidades materiales del mundo mediante técnicas eficaces y productivas. Debe conseguir un completo dominio de la mente y el cuerpo mientras se encuentre en esta vida. Su mayor deseo es que todos participen de la prosperidad universal e intenta luchar para dar las condiciones propicias para hacer realidad este deseo.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 4 Promedio: 5)

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
× Escríbeme por WhatsApp